domingo, 26 de septiembre de 2010

Quiero mantener la ilusión!

No me acompañó por un lado las ganas, me encuentro algo tocado aún, aparte el sol casi me mata, las piernas iban algo cansadas. Me dispuse a correr una distancia de 14 Km, que finalmente tuve que dejar en 12, no podía más y tampoco se trataba de buscar problemas a estas alturas.
Termino la semana con un total de +42 Km en cuatro días (j 14 + v8 +s8 +d12) y esto tampoco está mal. Hoy 12 km en un tiempo de 00:56´:15" ( 04´:41").
Debo quedarme que he recuperado en parte la semana tras como ha ido ésta y lo que me ha supuesto. Ahora queda ir a mejor cada día siempre que pueda y pensar solo en llegar en las mejores condiciones para esa maratón. Siempre estaré expuesto a que otra decisión externa me aparte de ella pero es lo que hay y no puedo hacer más tampoco.
Ahora también disfrutaré de un permiso de 53 días libres, por lo que no tendré que acudir al trabajo hasta el 17 de diciembre, esto sin duda es una ayuda para superar todo con más tranquilidad aparte de que me permitirá entrenar y preparar lo último para la maratón con tiempo y mucha tranquilidad.
Quiero agradecer a los amigos sus palabras de apoyo, sin duda, lo necesitaba y me ha venido muy bien para tirar hacia adelante confiado en que todo saldrá bien al final. Gracias de verdad a todos!

Mañana, como no podría ser de otra manera toca descanso.....

Mis felicitaciones y más sincero reconocimiento para uno de los grandes; Fernando Alonso, grande, muy grande!

2 comentarios:

Gonzalo Quintana dijo...

Carmelo, si hay alguien que se merece palabras de ánimo ese eres tú, en lo que te conozco no he visto nunca en tí una mala palabra hacia otros o una palabra de desánimo hacia tí mismo, eres sobretodo un luchador. Sé que esa maratón es importante, si el cuerpo te deja adelante, a veces estas cosas llevan mucho tiempo. Los profesionales te guiarán. Animo compañero

Jan dijo...

No todos los días son iguales, carmelo. Lo importante es que correr te mantiene el ánimo más alto, y que más da si se corre algo más despacio, mientras te permita despejar tu mente de malos rollos y malos momentos.

Un fuerte abrazo.